jueves, 13 de noviembre de 2014


Plenario en el Concejo Deliberante por reforma de la Carta Orgánica
“El PO quiere una reforma total a favor del pueblo, los demás bloques sostener un régimen decadente”
La discusión impulsada por el oficialismo y el romerismo en torno a la reforma de la Carta Orgánica Municipal, continuará el día de hoy en el recinto del Concejo Deliberante. Consultado sobre el tema, el concejal Borelli señaló: “La discusión que proponen oficialistas y romeristas no mueve el amperímetro, a tal punto que se vieron en la necesidad de realizar un debate en lugar de la sesión para intentar darle a su reforma una repercusión que no tiene por sí misma”.
Recordemos que el núcleo duro de la propuesta oficial es extender los períodos de los concejales a 4 años (coincidiendo con el del intendente) y crear la figura de un vice intendente. Puntualizando sobre el tema, el concejal del PO dijo: “Los fines de la reforma son reaccionarios: quieren relajar aún más el limitado control popular sobre los concejales. También pretenden, ahora por ley, birlar la posibilidad de que una presidencia del Concejo verdaderamente opositora y trasformadora, como la que planteaba el PO, se coloque como un actor político de peso en el ámbito municipal. Por eso se crea la figura de un vice intendente”.
Lo que propone el PO
El Partido Obrero ya había planteado desde comienzos de año la reforma total de la Carta Orgánica Municipal; para eliminar los superpoderes del intendente y proponer la elección y revocatoria popular de los cargos jerárquicos del Estado.
En el plano económico el PO plantea acabar con la tercerización y el trabajo en negro a través del control democrático por parte de los trabajadores y vecinos del presupuesto, la obra pública, los servicios y de las cuentas en general. El concejal Borelli señaló que: “Se plantea la necesidad de reconstruir la capacidad del municipio para realizar obras y prestar servicios por sí mismo, lo que reduciría costos en relación a lo que actualmente facturan las empresas amigas de Isa”.

Con respecto a la situación laboral municipal y los crecientes reclamos, el edil sostuvo: “Es necesario terminar con los privilegios de la casta burocrática ligada al poder: un cargo jerárquico con 2 años de antigüedad cobra 25 mil pesos, mientras tenemos trabajadores con contratos precarios de 900 pesos desde hace 10 años. Planteamos que el salario de los representantes o de los funcionarios no pueda superar el de un trabajador calificado, mientras que la escala mínima salarial no pueda ser inferior a la canasta familiar”.
Borelli anunció que no asistirán al plenario pautado para hoy en el Concejo: “Las reformas que propone el PO son antagónicas a las de los bloques del “Pacto por Salta”. Por lo tanto no saldrán de un conciliábulo con quienes fundieron Salta y al municipio, sino en base a un fuerte proceso deliberativo que abarque a la mayoría de la sociedad.
Para finalizar, el concejal afirmó: “La crisis nacional que golpea a la provincia y al municipio es la ocasión para discutir un viraje de raíz y rechazar maquillajes superficiales de un régimen descompuesto”.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Los comentarios que solo sean para agredir a cualquier compañero seran borrados a la brevedad.